Los trabajadores y trabajadoras de Argentina, Chile, Colombia, Peru, Paraguay y Uruguay, reunidos los días 9 y 10 de noviembre de 2015 en Buenos Aires, en el Encuentro Subregional de Trabajadores de Aguas del Sur, declaran:

 

Después de más de dos décadas de procesos neoliberales de privatización de las empresas de servicios públicos, asistimos al renovado interés de algunos Estados, en acuerdo con grandes intereses multinacionales, de encubrir el fracaso de los compromisos el milenio, de atender las necesidades de agua potable de millones de seres humanos en el mundo. Es por esto que denunciamos una vez más las iniciativas transnacionales que como el TISA, el TPP y los TLC, buscan en medio de la crisis realizar sus estrategias de saqueo de los recursos naturales y dominio de los servicios esenciales que le son asociados.

 

Vemos con preocupación cómo empresas públicas de distintos países de nuestra América Latina se transforman en trasnacionales privatizadoras que salen al mercado de forma voraz a comprar empresas públicas en otros países bajo la única consiga de maximizar sus recursos económicos en detrimento de su función pública, de la prestación de un servicio esencial  para la vida y el bienestar ciudadanos, deteriorando la calidad del servicio  y adoptando prácticas laborales anti obreras.

 

Ante el sofisma de que el sector privado es más efectivo que el público se pretende descalificar la empresa pública, desconociendo las evidencias de experiencias exitosas como los Asocios Público-Público, Público-Comunitario y Acuerdos Comunitario-Comunitario, donde el propósito central, no es a ultranza la capitalización monetaria, pero si la atención del derecho humano fundamental al agua, la prestación de un servicio público de calidad, financiera y ambientalmente sostenible y sustentable.

 

Los sindicatos a través de la solidaridad y la cooperación somos parte comprometida no solamente en la lucha por la defensa de los derechos laborales, también en la defensa de los derechos fundamentales de nuestra sociedad y de la conservación de los recursos naturales y los ecosistemas que sustentan la biodiversidad y la vida en el planeta. Es a través del modelo de Asocios y Acuerdos que establecemos con sectores públicos y comunitarios que los trabajadores realizamos la solidaridad y cooperación entre los pueblos del mundo.

 

Como sindicatos de los sectores del ambiente, agua y saneamiento denunciamos proyectos de multinacionales, como los mineros y energéticos que amenazan el Agua como fuente de todas las formas de vida y recurso natural fundamental para los seres humanos, que sobreponen sus intereses económico-financieros al desarrollo sostenible y sustentable de nuestros pueblos.

 

Denunciamos la persecución que sufrimos los trabajado de las américas, que en legítima defensa del Agua como un derecho fundamental a la vida y un derecho humano fundamental, sufrimos la represión, como en el caso del compañero y líder sindical, Luis Isarra Delgado, presidente de la FENTAP, que ha sido perseguido por el gobierno, por su lucha contra la privatización de las empresas públicas prestadoras de los servicios de Agua y Saneamiento del Perú. Nos solidarizamos con su lucha porque es la nuestra en América Latina y la de todos nosotros como integrantes de esa gran comunidad de 20 millones de trabajadores que hacemos parte de la Internacional de Servicios Públicos ISP.

 

 

Buenos Aires, 10 de noviembre de 2015